El juez Jon S. Tigar, de la Corte Federal del Distrito Norte de California, hoy emitió un recurso judicial preliminar que bloquea la implementación de una nueva regla que entró en vigor el 16 de julio y que prohibía procesar casos de asilo dentro de los Estados Unidos si los inmigrantes no presentaban una solicitud primero en otro país.

La decisión del juez Tigar significa que el gobierno estadounidense deber seguir aceptando solicitudes de asilo de inmigrantes que cumplen con los requisitos aunque no hayan presentado una solicitud de asilo antes de llegar a los Estados Unidos.

El fallo del juez Tigar se dio a conocer horas después que el juez federal Timothy J. Kelly de la Corte Federal del Distrito de Columbia emitiera un fallo oral rechazando suspender la nueva regla.

La orden del juez Tigar impide que la restricción se aplique indefinidamente mientras se resuelve el litigio.

El juez Kelly fue nombrado al puesto por el presidente Donald Trump. El juez Tigar fue nombrado al puesto por el presidente Barack Obama.