Ya no habrá más Estatus de Protección Temporal (TPS) para aproximadamente 60.0000 ciudadanos de Haití en los Estados Unidos.

La Secretaria Interina del Departamento de Seguridad Nacional de Estados Uniods (DHS) Elaine Duke anunció hoy el fin del programa, afirmando que “las condiciones extraordinarias pero temporales causadas por el terremoto del 2010 ya no existen” y que por lo tanto, se debe terminar la designación actual de TPS en Haití.

“Desde el terremoto de 2010, el número de personas desplazadas en Haití ha disminuido en un 97%. Se han tomado pasos significativos para mejorar la estabilidad y calidad de vida de los haitianos, y Haití es capaz de recibir de forma segura a sus ciudadanos cuando regresen”, indicó el DHS en un comunicado.

El Gobierno dió un plazo de 18 meses para permitir una transición ordenada, extendiendo la autorización final de permisos de trabajo y residencia temporal para haitianos actualmente amparados por el TPS hasta el 22 de julio de 2019.

Durante este tiempo haitianos con TPS deberán buscar otras vías legales para permanecer en los Estados Unidos o preparar su regreso a Haití.

Se estima que aproximadamente 300.000 murieron y otros 300.000 resultaron heridos en el devastador terremoto de enero del 2010 que generó miles de millones de dólares en daños e inicialmente desplazó a 1.5 millones de personas.

Haiti también fue afectado por el Huracán Matthew en el 2016 y ha sufrido una epidemia de cólera desde octubre del 2010. Según un reporte del Servicio de Investigación del Congreso (Congressional Research Service), “el gobierno haitiano ha registrado aproximadamente 712.330 casos y se cree que muchos casos no fueron reportados. Más de 8.600 personas han muerto a causa del cólera. El número de nuevos casos ha disminuido con el tiempo, pero ha aumentado durante la estación lluviosa, cuando las inundaciones propagan la enfermedad. Haití continúa teniendo la mayor epidemia de cólera en el Hemisferio Occidental.”

TPS podría eliminarse para El Salvador y Honduras

El anuncio llega dos semanas después de haber cancelado el TPS para Nicaragua y extendido el programa seis meses más para Honduras.

La acción indica que el Gobierno está revisando muy de cerca sus políticas para amparos temporales y esta medida podría significar que finalizarán el programa para Honduras al finalizar la prórroga de seis meses, y para El Salvador, que tiene el mayor número de personas con TPS – aproximadamente 195.000 – y cuya fecha actual de expiración es el 9 de marzo del 2018.

El DHS deberá anunciar su decisión para el TPS de El Salvador el 8 de enero del 2018 – 60 días antes de la expiración del programa para ese país.

Ante estos antecedentes, personas con TPS deben recurrir cuanto antes a abogados de inmigración – no a notarios, consultores de inmigración, multiservicios o llena papeles – para evaluar si tienen alguna otra opción legal para permanecer en el país.