En mi columna Consulta Migratoria® de esta semana ofrezco algunas recomendaciones sobre cómo prepararse ante implementación de las nuevas acciones ejecutivas sobre inmigración.

Esta es la columna:

El 2017 ha comenzado con un torbellino de actividad que tiene a la comunidad inmigrante preocupada, y en algunos casos, en estado de pánico.

Las nuevas acciones ejecutivas del Presidente Trump ordenando la colaboración de oficiales de la policía de todo el país con agentes de inmigración, la suspensión del programa de refugiados por un período de 120 días y la prohibición del ingreso de extranjeros de siete países árabes, entre otras medidas, han provocado una gran incertidumbre sobre el futuro de inmigrantes indocumentados y legales en Estados Unidos.

Y ahora se ha filtrado un borrador de una acción ejecutiva que indica que el Presidente Trump posiblemente elimine DACA – el programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (Deferred Action for Childhood Arrivals, en inglés). Aunque aún no se ha emitido ese decreto, se puede entender la confusión y el miedo de la gente.

Aunque el gobierno realizó una ejecución inmediata impidiendo el ingreso de ciertos inmigrantes al país, hemos visto múltiples demandas alegando la inconstitucionalidad de las medidas.

También hemos visto cómo varios alcaldes y jefes de policía de ciudades alrededor del país, como Los Ángeles, han expresado que no actuarán como agentes de inmigración y que defenderán los derechos de inmigrantes, sean o no indocumentados.

Tenemos que esperar para ver cuál será el orden de prioridades de las medidas y cómo se van a implementar. Esto no significa que hay que quedarse quieto y no prepararse.

Algunas personas me han llamado muy preocupados porque tienen miedo de las acciones ejecutivas del Presidente Trump. Pero les pido que no se desesperen.

Si están en algún programa de estatus legal temporal como DACA o el TPS, les recomiendo que acudan a un abogado de inmigración lo antes posible, para ver si existe alguna vía para obtener la residencia permanente en los Estados Unidos.

Conozco varios casos en los que inmigrantes tienen la opción para regularizar su situación de forma permanente. Sin embargo, ya sea por sentirse cómodos con un estatus legal temporal o por falta de dinero o información, no han tomado el siguiente paso. Inmigrantes en esta situación no pueden esperar más.

Es evidente que la administración del Presidente Trump planea tener mano dura con ciertas clases de inmigrantes indocumentados, incluyendo los que tengan antecedentes criminales y aquellos que recientemente han llegado a los Estados Unidos.

Por favor, eviten estar en la mira de las autoridades. No se metan en problemas con la ley y preparen un plan de acción en caso de ser detenidos por las autoridades migratorias. Si tienen hijos, deben designar a un guardián para que alguien los cuide si eres detenido fuera de tu hogar.

Recomiendo que lean las noticias cuidadosamente. Van a ver mucha información incorrecta, especialmente circulando en medios sociales. Esto sucede cuando hay miedo. Mantengan la calma.

Si buscan ayuda legal, asegúrense de no acudir a notarios, consultores de inmigración, llena papeles, activistas comunitarios o multi-servicios porque estas personas no están autorizadas para darles consejos legales y podrían perjudicar su situación.

Ahora más que nunca, necesitan a verdaderos expertos. Asegúrense de ir con un abogado de inmigración o representante acreditado que tenga licencia en los Estados Unidos, experiencia y la habilidad de realizar trámites migratorios de forma correcta sin perjudicar su situación actual. Su futuro en este país está en juego.