Esta semana en mi columna Consulta Migratoria® ofrezco algunas resoluciones migratorias para el 2015.

Esta es la columna:

Cada fin de año se habla de hacer resoluciones – como perder peso, pasar más tiempo con nuestras familias, buscar un mejor trabajo o comprar una casa. Nos hacemos estas promesas con la intención de mejorar nuestras vidas en el año nuevo. Pero todo inmigrante debería pensar en algo mucho más importante para poder lograr todas esas metas en los Estados Unidos – la de hacer una resolución migratoria.

Por eso, les propongo las siguientes resoluciones migratorias para el 2015:

1.     Hazte ciudadano estadounidense. Si eres elegible, hazlo en seguida. Hay más de 8 millones de residentes permanentes que podrían solicitar la ciudadanía estadounidense. Si eres ciudadano, tendrás más ventajas y derechos, como poder votar y conseguir mejores empleos. Además, no te pueden deportar del país, al menos que cometiste fraude para conseguir tu ciudadanía estadounidense. También, podrás viajar fuera de los EE.UU. sin limitaciones de tiempo. Ser ciudadano te permite tramitar peticiones de familiares inmediatos de forma más rápida.

2.     Ayuda a tus familiares a emigrar a los Estados Unidos. Como ciudadano estadounidense, puedes emigrar a tus padres, cónyuges, hijos y hermanos solteros o casados. Si tus hijos y hermanos están casados, sus cónyuges e hijos solteros menores de 21 años también podrían emigrar junto al familiar que estás pidiendo.

Si eres residente permanente de EE.UU. sólo puedes pedir a tu cónyuge e hijos solteros de cualquier edad. Solicita a tus familiares lo más pronto que puedas porque muchos de estos trámites llevan años para completarse.

3.     Solicita la residencia permanente lo antes posible si eres elegible. Hay varias formas de obtener la residencia permanente en los EE.UU., incluyendo peticiones familiares y de trabajo, programas especiales como NACARA y la visa U. La residencia permanente te abre el camino a la ciudadanía y a pedir a ciertos familiares.

4.     No mientas en solicitudes de inmigración. Siempre enfatizo la importancia de no mentir en formularios para trámites migratorios, por que esto es causa para negarte los beneficios que estas solicitando. Si llegas a conseguir un estatus migratorio por medio de fraude y el gobierno federal se da cuenta, pueden revocar tu residencia, ciudadanía u otros beneficios y ponerte en proceso de deportación.

5.     Haz tus impuestos. Esta es una excelente forma de probar tu estadía en EE.UU. y demostrar que tienes una buena conducta moral. Si el gobierno federal se entera que no cumpliste con tu obligación de presentar tus impuestos cuando tenías que haberlos hecho, te pueden forzar a pagar los impuestos que debes más intereses y penalidades.

6.     Mantén un fondo legal para costear trámites migratorios. Gracias a la acción ejecutiva del Presidente Obama, en pocos meses, aproximadamente 4 millones de personas podrán solicitar protección temporal migratoria bajo el programa de Acción Diferida para Padres (DAPA, siglas en inglés). El gobierno cobrará para hacer el trámite y habrán otros gastos que tendrás que costear para inscribirte en DAPA. Aún se desconoce cuáles serán las tarifas, pero  necesitarás dinero para costear los gastos de los trámites cuando llegue el momento.

Para aquellos que no fueron incluidos en el programa de DAPA, soy optimista que en el futuro habrá una reforma migratoria que les ayude.

Aunque ojalá nunca te suceda, pero si te arrestan las autoridades de inmigración, tendrás que pagar los gastos de una buena representación legal, al menos que sepas defenderte solo o consigas la ayuda gratuita o a bajo costo de un representante legal autorizado.

 7.     Guarda tus archivos migratorios y evidencia que has vivido en los EE.UU.Muchos beneficios migratorios, incluyendo DAPA, requieren que demuestres que has estado viviendo en los EE.UU. por un determinado tiempo.

También, es importante saber los trámites migratorios que has hecho en el pasado para mejor preparar los trámites migratorios del futuro. Por lo tanto, guarda tus archivos porque los necesitarás cuando hagas tus trámites migratorios.

8.     Mantén la mejor conducta moral. Meterse en problemas con la ley puede perjudicar tus trámites migratorios. Por ejemplo, residentes permanentes que cometen ciertos crímenes pueden ser deportados. También, personas dentro del programa de Estatus de Protección Temporal (TPS, siglas en inglés) perderán su estatus migratorio si los encuentran culpables de dos delitos menores (misdemeanor, en inglés) o un delito mayor (felony, en inglés).

9.     No visites a notarios públicos, consultores de inmigración, llena papeles o multi-servicios para obtener asesoría legal migratoria. La ley de los Estados Unidos prohíbe que esas personas den consejos legales. Sólo abogados con licencia o representantes acreditados por el gobierno federal están autorizados para brindar asesoraría legal.

Gracias por leer mi columna y por todas las preguntas que me enviaron durante el 2014. Seguiré informándoles en el 2015.

¡Les deseo un feliz y próspero Año Nuevo!

Para más información y consejos de inmigración, lea mi blog www.InmigracionHoy.com.

Envíe sus preguntas a preguntas@consultamigratoria.com.  Incluya información detallada sobre su situación para mejor responder sus preguntas.

El Dr. Nelson A. Castillo es abogado de inmigración y autor de La Tarjeta Verde: Cómo obtener la residencia permanente en los Estados Unidos.  Es ex Presidente de la Asociación Nacional de Abogados Hispanos y actual Presidente del Concejo Vecinal de Westlake South de Los Ángeles.  Para comunicarse con la oficina del Dr. Castillo, puede llamar al (213) 537-VISA (8472).

El propósito de esta columna es brindar información general. No se puede garantizar ni predecir cuál será el resultado de la información presentada por el Dr. Nelson A. Castillo. La información no se debe tomar como un consejo legal para algún individuo, caso o situación. Consulte con un abogado de inmigración para recibir asesoría legal personalizada antes de comenzar cualquier trámite migratorio.