Las imágenes de miles de niños llegando solos a los Estados Unidos, escapando de la violencia en sus países, arriesgando sus vidas en un viaje peligroso, que en algunas instancias les cobró la vida, ha causado gran preocupación durante este año.

Mientras que activistas se quejaban de las condiciones deplorables bajo las cuales se encontraban muchos de esos niños y sus madres en los centros de detención, grupos antiinmigrantes señalaban la llegada de estos niños como un gran problema de seguridad en la frontera.

Independientemente de la polarización sobre el tema, la realidad es que la llegada de estos niños se convirtió en una situación complicada que necesita una solución global.

No solamente se debe abogar por estos niños para que se les de un trato justo una vez que estén en Estados Unidos, sino que también hay que buscar soluciones en los países de origen de los niños.

En el siguiente video, hablo con los miembros del grupo musical La Santa Cecilia sobre la inmigración ilegal de niños a los Estados Unidos y respondo algunas preguntas del público en Los Ángeles, durante un segmento del show “Un Nuevo Día” de Telemundo.